Los mapas conceptuales como estrategias de aprendizajes con alumnos con TEA

El artículo describe un experimento que realizarón, Roberts y Joiner (2007)  para analizar la utilidad de los mapas conceptuales como estrategias de aprendizaje. Desde un punto de vista teórico, los mapas conceptuales se consideran herramientas que favorecen el aprendizaje visual, precisamente una de las fortalezas de los alumnos afectados por los trastornos del espectro autista. 

El trabajo se desarrolló en un centro de educación especial y participaron en él un grupo de 10 alumnos afectados por el trastono del espectro autista, la edad de los alumnos estaba comprendida entre los 10 y los 14 años, de los cuales tres estaban afectados por trastorno de Asperger. Los alumnos se agruparon en dos grupos uno de control y otro experimental. En el grupo de control se utilizaron métodos de aprendizaje convencional y en el experimental se introdujeron los mapas conceptuales. Se midió el rendimiento académico y se realizó un análisis no paramétrico utilizando el test de Wilcoxon. Las diferencias entre las puntuaciones entre pretest y postest fueron significativamente mayores en el grupo experimental. Los resultados indicaron que la utilización de los mapas conceptuales favorece la habilidad para recordar y para retener información.  Además, se demostró que el recuerdo fue mayor cuando se utilizaron los mapas conceptuales.

El artículo recomienda continuar realizando investigaciones sobre la manera de introducir los mapas conceptuales en el currículo.

licencia: 

Copyright

Tags (en español): 

Tags (en ingles): 

Línea temática: